amd-fusion_2

No ha pasado mucho tiempo desde que AMD presentara su nueva generación de microchips Fusion y la empresa ya ha anunciado la primera de las series que contarán con esta tecnologí­a. Se trata de la familia de chips G-Series, centrada en sistemas embebidos (como los que llevan tablets o smartphones) y que cuenta con unas caracterí­sticas que los van a convertir en duros rivales para Intel y sobre todo ARM.

Los nuevos chips tienen un diseño que incluye en una misma pastilla el procesador y la controladora gráfica (la CPU y la GPU), lo que se traduce en una mayor rapidez de acceso a los datos, un diseño más compacto y con menos gasto de energí­a. Pero lo que realmente puede marcar la diferencia respecto a Intel o a ARM es la compatibilidad de estos microchips con Microsoft DirectX 11, algo que permite un rendimiento  mayor a la hora de jugar a juegos o manejar gráficos.

amd_logo

Estos chips también son compatibles con OpenGL 4.0 y ,OpenCl. Otro punto en el que buscan destacar es en su consumo. Los G Series tendrán un gasto energético de solo 9 vatios en el caso de los chips de un solo núcleo y 18 vatios en los chips de doble núcleo. Unas caracterí­sticas que los van a convertir en serios candidatos a poblar los tablets, cuya finura y concepción móvil requieren de plataformas de estas caracterí­sticas.

El anuncio se produce en un momento vital para AMD, que quiere dar un giro a su posición en el mercado (está muy por debajo de Intel) y también pasa por momentos de incertidumbre ya que decidió relevar hace unos dí­as a su director general. Veremos como la empresa se enfrenta a los siguientes meses y hasta qué punto consigue introducir sus procesadores AMD Fusion en el mercado.