Outlook 2013 en Windows 8

Microsoft ha decidido mejorar la compatibilidad de Outlook 2013 con el protocolo IMAP, uno de los protocolos que utilizan los servidores de correo para establecer las comunicaciones con el usuario. La compañí­a de Windows intentará ofrecer un servicio más adecuado a lo que se espera en un cliente de correo con la popularidad y relevancia de Outlook. Esto se traducirá, sobre todo, en un mayor rendimiento del programa cuando al llevar a cabo la sincronización de los correos electrónicos en segundo plano. Pero también se ha incluido la opción de recibir notificaciones cuando llega nuevo correo. Te contamos todos los detalles de estas mejoras que ha decidido desplegar Microsoft para el protocolo IMAP en su Outlook 2013.

En su blog oficial, la compañí­a explica que estos cambios que está desarrollando en Outlook 2013 (se especula con que la nueva plataforma de ofimática de Microsoft pueda llegar en enero del año que viene) son una respuesta a las peticiones que han enviado los usuarios. Uno de los principales cambios lo encontraremos en el rendimiento del programa cuando se produzcan las descargas de los nuevos correos a través del protocolo IMAP. Hasta ahora, el funcionamiento del programa se veí­a limitado mucho cuando se producí­a la descarga de los nuevos correos, y el usuario debí­a esperar hasta que terminara este proceso para poder utilizar el programa con normalidad.

Outlook 2013

A través de la mejora incluida en Outlook 2013, los correos se descargan en segundo plano de modo ya no será necesario dejar de utilizar el cliente durante el proceso. Otra de las mejoras en las que se ha trabajado es la posibilidad de establecer el lí­mite de antigí¼edad de los correos que se descargan en el cliente, como por ejemplo tres meses, seis meses o un año. Esta opción puede resultar útil para aquellos usuarios que utilicen una red que tenga poco ancho de banda o que esté restringida (por ejemplo en el campo de algunas redes empresariales).  Además, el nuevo Outlook contará con notificaciones para avisar a los usuarios cuando se produce la llegada de nuevos mensajes a la bandeja.

Eso sí­, Microsoft no ha añadido todas las opciones esperadas en su nuevo Outlook 2013. Una de las grandes ausencias estará en la imposibilidad de utilizar la caracterí­stica propia de IMAP de poder descargar tan solo los encabezados de los correos electrónicos (y luego realizar la descarga del mensaje cuando el usuario pincha sobre el mismo). El hecho de utilizar este tipo de caracterí­stica resulta útil a la hora de no descargar el molesto spam, una de las grandes lacras que afectan a la red en la actualidad. Por otro lado, tampoco se ha llegado a añadir soporte para que las categorí­as que el usuario almacena en un ordenador para diferenciar los mensajes se puedan guardar en el servidor (y así­ podamos contar con las mismas categorí­as en otro equipo con el que utilicemos Outlook 2013).

En definitiva, la compañí­a ha llevado a cabo una serie de mejoras de importancia con el protocolo IMAP (un protocolo de comunicación más completo y más rápido que el POP3) que permitirán mejorar el rendimiento del nuevo Outlook 2013, pero que se han quedado algo cortas. La suite de ofimática Office 2013 debe suponer un punto de inflexión para la compañí­a, ya que esta suite de ofimática también adoptará el diseño propio de Windows 8. Habrá que esperar a ver la acogida que tiene esta plataforma en el campo de la empresa, tradicionalmente más reacia a adoptar cambios de este tipo.

Recibe nuestras noticias por e-mail
Suscríbete para recibir las últimas noticias de tecnología en tu buzón. Te mandaremos un único mail al día con el resumen de los titulares de las noticias, trucos, comparativas, reviews publicadas en nuestras webs.
Servicio ofrecido por Mailchimp