Fábrica de chips de Samsung en Austin

Samsung se ha convertido en un actor muy importante del mundo de la tecnologí­a. La empresa coreana se encuentra en el mejor momento de su historia, y prueba de ello es que continúa invirtiendo en nuevos proyectos e instalaciones para mejorar su oferta de productos. Samsung invertirá 3.350 millones de euros en la construcción de una fábrica de chips NAND en China, un mercado que considera clave dentro del panorama global debido al crecimiento imparable de esta economí­a. A través de esta planta de producción, la compañí­a podrá hacer frente a la fuerte demanda de sus chips, utilizados en muchos dispositivos, entre ellos el iPad y el iPhone de Apple.

Los chips NAND Flash se utilizan en una gran cantidad de dispositivos, como cámaras digitales, GPS, memorias USB, teléfonos móviles o las cada vez más populares tarjetas de memoria SSD. La construcción de esta fábrica supondrá una inversión inicial de 1.750 millones de euros durante este año, y una partida de otros 1.600 millones de euros hasta su inauguración. Esta planta de fabricación de chips supone la mayor inversión de Samsung hasta la fecha en infraestructura fuera de sus fronteras. El hecho de que haya sido en China obedece a una realidad de mercado cada vez más patente. El gigante asiático se ha convertido en una potencia mundial y su mercado es uno de los más atractivos que existen en la actualidad, por el gran margen de crecimiento que todaví­a existe en el campo de la tecnologí­a. El buen momento de este campo de la compañí­a se refuerza con el hecho de que el pasado septiembre Samsung ya abrió en su mercado natal otra fábrica de chips NAND Flash. Esta planta de producción es actualmente la más grande del mercado, y supuso una inversión de 5.000 millones de euros.

Chips NAND de Samsung

La fábrica, que se situará en la provincia de Shanxxi, llegará a producir cuando se encuentre en pleno rendimiento una cantidad de 100.000 chips por mes, lo que aumentará considerablemente la capacidad de la empresa de hacer frente a la gran demanda que existe actualmente por sus chips. De hecho, resulta irónico pensar en conceptos de rivalidad entre empresas como Samsung y Apple, tanto a nivel jurí­dico (las dos se han enzarzado en una batalla legal que ha llevado a retirar temporalmente algún que otro producto, como el Galaxy Tab 10.1 en Alemania) como a nivel de usuario. Y es que dispositivos como el iPhone y el iPad llevan en su interior tanto procesadores de la marca coreana (como es el caso del Apple A5) como memorias NAND Flash. Incluso la pantalla de la que muchos hablan con veneración, la pantalla de retina del nuevo iPad, está fabricada por todo un rival por hacerse con el mercado de los tablets como es Samsung.

Hablando de pantallas, esta parte de la multinacional también es noticia estos dí­as por el anuncio de que Samsung escindirá la división de pantallas LCD para mejorar su rentabilidad y adaptarse a los procesos del mercado. A partir de ahora, la división se convierte en una empresa aparte llamada Samsung Display que cuenta con una plantilla de 20.000 empleados y cinco plantas de distribución (es la mayor empresa de fabricación de pantallas del mundo).

Recibe nuestras noticias por e-mail
Suscríbete para recibir las últimas noticias de tecnología en tu buzón. Te mandaremos un único mail al día con el resumen de los titulares de las noticias, trucos, comparativas, reviews publicadas en nuestras webs.
Servicio ofrecido por Mailchimp