Samsung Galaxy S II

No hay duda de que la compañí­a surcoreana Samsung se encuentra en un gran estado de forma. Este 2011 ha logrado presentar unos resultados económicos muy buenos, y se ha erigido como el fabricante de smartphones más potente del mundo, superando a Apple con su iPhone. No obstante, su próxima gran meta es convertirse en el mayor fabricante de teléfonos. Para ello, podrí­a haberse colocado el objetivo de llegar a rozar los 375 millones de móviles durante 2012, una cifra que mejora en un 15% los resultados de 2011.

La compañí­a surcoreana está a punto de cerrar el 2011 con unas ventas de 325 millones de móviles, gracias a terminales como el Samsung Galaxy S II (que se ha convertido en el gran rival del iPhone e incluso ha logrado superar sus ventas en algunos mercados como el de Reino Unido), a otros terminales más económicos de la gama Galaxy como el Samsung Galaxy Ace o incluso nuevas aventuras como el Samsung Galaxy Note, del que ya se han logrado distribuir más de un millón de terminales.

Samsung Galaxy Note

El peso de los smartphones en el catálogo de Samsung, como en el mundo, es cada vez mayor. De los 375 millones de móviles que espera vender la empresa en 2012 -según las informaciones del diario surcoreano Korea Economic Daily-, 150 millones serán teléfonos inteligentes. Esto supone un 40% del catálogo de Samsung. La presencia tan grande de este tipo de dispositivos marca una tendencia crucial que está llevando al mercado a rediseñar el concepto del teléfono móvil.

Hace un tiempo ya que estos aparatitos dejaron de ser máquinas con las que se hablaba para convertirse en verdaderas navajas suizas del mundo de la tecnologí­a, capaces tanto de servir como computadora, como videoconsola, dispositivo GPS o cámara. Samsung es la compañí­a que ha logrado situarse al terminar el año como el lí­der del mercado de smartphones. 2012 servirá para ver si consigue consolidar su posición frente a la feroz competencia de compañí­as como Nokia o la propia Apple.

Tags: