Software|25 mayo 2012 11:50 am

Windows 8 mejora el uso de varios monitores a la vez


Varios monitores con Windows 8

Uno de los puntos en los que está trabajando Microsoft dentro del rendimiento de su nuevo sistema operativo Windows 8 es en el aspecto de la multitarea. Ya vimos aquí la posibilidad de trabajar con dos aplicaciones al unísono a través de una pantalla partida (de momento, una de ellas siempre se coloca en una franja más delgada a uno de los lados de la pantalla y la otra ocupa el resto). Pero además, Microsoft también ha querido mejorar la capacidad de trabajar con varias pantallas desde un mismo ordenador, una opción que ya estaba presente en la versión anterior de Windows pero que tenía algunos lunares que ha corregido la compañía estadounidense.

Los datos recogidos por la empresa revelan que aproximadamente un 15% de los usuarios utiliza dos o más monitores con el mismo PC, mientras que en el caso de los portátiles esta cantidad cae hasta el 5%. Teniendo en cuenta estas estadísticas, es normal que Microsoft se haya decidido a mejorar notablemente algunos de los aspectos de este modo de trabajo. Una de las opciones que más saltarán a la vista respecto a Windows 7 es la posibilidad de personalizar cada monitor con su propio fondo de escritorio y resolución de pantalla (antes se repetía en todos los monitores). El sistema permite crear un ciclo de presentaciones para que las imágenes vayan cambiando de manera cíclica, o elegir el fondo desde cada ordenador. En esta presentación el sistema escoge las imágenes con el tamaño que más se ajusta a cada resolución.

Ahora, por defecto, la barra de tareas se encuentra en todos los monitores para que podamos acceder a ella desde cualquier parte. No obstante, los usuarios también pueden optar por un diseño más centralizado a través de un monitor central en el que se muestra la barra de tareas y las distintas ventanas abiertas. Se trata de una opción interesante si queremos acceder con rapidez y de manera ordenada a los diferentes procesos.

Fondo de Windows 8

Aunque todavía no está disponible en la primera beta pública de Windows 8, Microsoft está preparando una serie de mejoras para el trabajo con múltiples monitores que llegarán con la salida de la segunda beta de Windows 8 programada para junio. Uno de los problemas que se quieran corregir es el aspecto de las esquinas. En el nuevo sistema, encontramos muchas de las funciones del sistema llevando el ratón a una de las esquinas del monitor. No obstante, al trabajar con varios monitores es muy común pasar el cursor de una pantalla a otra cuando lo que queremos es dejarlo en una de las esquinas (lo mismo ocurre a la hora de querer cerrar una ventana). Windows 8 contará con esquinas más consistentes que permitan acceder a la configuración con mayor facilidad.

Otra de las opciones interesantes que se añaden a este tipo de trabajo es la posibilidad de coger y arrastrar  con el ratón las apps de la interfaz Metro a través de las diferentes pantallas. Microsoft continuará trabajando en este modo de trabajo, así que se espera que en la versión definitiva contemos con más novedades.

Para llevar a cabo este artículo hemos utilizado un portátil Acer Aspire Ethos 8951G, uno de los portátiles más potentes que hay en el mercado y que cuenta con un procesador Intel Core i7-2630QM con cuatro núcleos de procesamiento y una potencia de 2 GHz por núcleo. Además, este equipo tiene 16 GB de RAM y una tarjeta gráfica Nvidia GeForce con 2 GB de memoria dedicada.

Blog de Windows 8

Etiquetas:

Sin Comentarios

Dejar un Comentario